Como Calmar La Tos Seca: 3 Remedios Naturales

La tos seca es la que produce poco o ningún moco o flema. Está estrechamente relacionada con irritantes ambientales o condiciones diversas como alergias o infecciones. La mayoría de las veces, los síntomas mejoran con una combinación de remedios caseros.

Se le conoce como la no productiva porque no genera flema. A menudo es el resultado de una infección por resfriado y los virus de la gripe. También puede ser provocada por contaminantes atmosféricos como el humo del cigarrillo el cual termina irritando la garganta. Conoce como calmar la tos seca con remedios naturales que puedes hacer en casa, además de los pasos para hacerlo.

Como calmar la tos seca: 3 Remedios naturales

Como calmar la tos seca

 

  • Miel: La miel puede trabajar más eficientemente para calmar más que los medicamentos de venta libre. Es un demulcente rico, con una alta viscosidad y es esta misma característica la que hace un trabajo increíble de recubrimiento de las membranas mucosas irritadas.
  • Sólo necesitas 1 cucharadas de miel orgánica.
  • Toma 1 cucharada de miel de 1 a 3 veces al día según sea necesario.
  • Toma inmediatamente antes de acostarte si esta interrumpe el sueño.

Este es un excelente remedio alternativo para niños y adultos, pero nunca debe administrarse a niños menos de 2 años debido al riesgo de botulismo.

  • Vapor: No sólo afloja la mucosidad y la flema casi de inmediato, también puede agregar numerosos aceites esenciales que impartirá maravillosos beneficios de curación. Estos beneficios antivirales, antibacterianos y antiinflamatorios son aerotransportados, porque los inhalas mientras respiras, necesitaras:
  • 3 gotas de aceite de árbol de té.
  • 1-2 gotas de aceite de eucalipto.
  • Un tazón de agua.
  • Una toalla suave y limpia.

Los pasos para obtener un buen resultado son:

  • Lleva suficiente agua a ebullición hasta la mitad de llenar un recipiente de tamaño medio resistente al calor.
  • Vierte el agua en el, deja enfriar durante 30-60 segundos y agrega los aceites esenciales, removiéndolos rápidamente para liberar los vapores.
  •  Inclínate sobre el tazón y acércate lo más que puedas evitando quemarte.
  • Utiliza la toalla para cubrirte la cabeza como una tienda, atrapando el vapor y respira profundamente.
  • Haz esto por 5-10 minutos al menos 2 veces al día.
  • Jengibre: Esta raíz funciona como un expectorante, ayudando a aflojar y expulsar la mucosa de los pulmones. También puedes detener las cosquillas dolorosas en la parte posterior de la garganta que pueden desencadenar una tos más fuerte, para preparar este jarabe necesitas:
  • 3 cucharadas de jengibre picado.
  • 1 cucharada de menta seca.
  • 4 tazas de agua.
  • 1 taza de miel.

Para realizar un buen jarabe debes hacer lo siguiente:

  • Picar el jengibre y añadirlo con la menta a las 4 tazas de agua.
  • Lleva a ebullición y luego baja el calor para mantener el líquido a fuego lento.
  • Cocina a fuego lento hasta que se haya reducido a la mitad.
  • Deja enfriar ligeramente, y luego revolver en 1 taza de miel hasta que se haya disuelto por completo.
  • Guardar en una botella de vidrio.
  • Tomar 1 cucharada cada poca hora según sea necesario para aliviarla.
  • Mantener refrigerado por hasta 3 semanas.
  • Té de tomillo: El tomillo tiene propiedades antimicrobianas, relaja los músculos de la tráquea y los bronquios a la vez que abre las vías respiratorias, necesitas:
  • Un puñado de ramitas frescas de tomillo o 2 cucharadas de tomillo seco.
  • Una taza de agua.
  • Miel o limón (opcional).

Para realizarlo debes hacer lo siguiente:

  • Triturar ligeramente el tomillo con un mortero y un mazo, luego colocar en una taza.
  • Cubrir con una taza de agua hirviendo, cubrir y dejarlo refrigerar durante 10-15 minutos.
  • Añade un poco de limón o miel al gusto e ingiere lentamente.
  • Repite 2-3 veces al día según sea necesario.

Causas de la tos seca

Causas de este malestar

  • Infecciones virales como el resfriado común y la gripe
  • Broncoespasmos
  • Alergias
  • Contaminantes del aire
  • Reflujo ácido
  • Goteo post nasal
  • Asma
  • Infección sinusal
  • Neumonía

Sin embargo, es importante recordar que este puede ser un síntoma de una afección más grave como las infecciones pulmonares o enfermedades del corazón. Por lo tanto, es muy importante que se consulte al médico si el malestar persiste por más de 2-3 semanas.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.